3 de marzo de 2021

VIVIENDA EN DELFT

 Sabéis que somos fuertes defensoras del color pero la ausencia de colores potentes y las casas donde la paleta de color se mueve en tonos muy neutros no tiene porqué significar casas aburridas y sin personalidad. Esta vivienda en Delft de Avenue Design Studio es el claro ejemplo.

Una de las claves es que si bien la madera y el blanco son los protagonistas de los espacios, el hecho de que adquieran diferentes matices en cada uno de los elementos hacen que la continuidad y la monotonía se rompan y den lugar a espacios muy dinámicos.

El gran lucernario, las puertas al exterior de suelo a techo o la chimenea alicatada son elementos con mucha personalidad que aportan singularidad al espacio pero que simultáneamente se integran en la estética general, algo clave en cómo está concebido el espacio.



















24 de febrero de 2021

VIVIENDA EN ZONA ESTRELLA

No en todas las viviendas en las que intervenimos lo hacemos de forma integral, hemos hecho sólo la reforma de los baños, en otras ocasiones baño y cocina, aunque la reforma parcial estrella sería la unión de cocina y salón, algo que últimamente está muy en auge.

Creemos que determinado por el cambio en la forma de vida cada vez más personas encuentran necesario que estos dos espacios están unidos. En la vivienda que diseñamos para Gema y Enrique había dos necesidades a cubrir muy claras, la apertura de la cocina hacia el salón y la búsqueda máxima de luz.

La zona del salón debía mantener su ubicación original, y entre cocina y salón había un gran pilar de hormigón que además tenía una bajante al lado así que nuestra propuesta fue apoyar la cocina en ese pilar-bajante y convertirlo en el elemento organizador. Este es uno de los ejemplos claros de cómo una adversidad se puede convertir en una oportunidad.

Decidimos que esta pieza sería el apoyo de la zona de encimera y para darle presencia lo alicatamos en sus cuatro caras creando un despiece de azulejos especial utilizando piezas cuadradas y rectangulares en un color verde agua. Además utilizamos la colección de Le Corbusier de Jung para que los interruptores quedaran integrados.




Para delimitar el espacio de salón con los dormitorios en vez de realizar un tabique diseñamos un armario en roble que además de separar espacios nos permitía tener almacenaje. Este gran armario se abre hacia la zona de los dormitorios y hacia la zona de salón diseñamos un pequeño hueco a modo de estantería.




Otros de los elementos claves de este límite entre espacios es el cambio de suelo, para la zona de cocina, comedor y despacho utilizamos microcemento y mantuvimos el suelo original de parquet en la zona de salón. El otro pilar de hormigón que teníamos en el espacio decidimos dejarlo con aspecto natural.




En cuanto a la cocina, la diseñamos en dos bandas, y mirando hacia la ventana para optimizar la entrada de luz. En la banda de columnas diseñamos unas puertas muy especiales para hacer de la cocina una pieza mucho más acogedora y que de esta forma quedara más integrada en el espacio salón. 





Además estas puertas ocultan un gran secreto, ya que no todas son puertas de muebles al uso sino que la central es la puerta de acceso a la despensa. Queríamos utilizar cristal pero no tener una transparencia 100% así que optamos por unos cristales rayados con toque vintage y como queríamos reforzar la sensación de uniformidad optamos por uñeros integrados en las puertas en vez de tiradores.











17 de febrero de 2021

DUPLEX EN LISBOA

Siempre decimos que cualquier elemento puede ser el detonante de un proyecto y convertirse en el punto en torno al cuál gira el concepto, un color, un material, un elemento antiguo que aparece en la obra y queremos mantener.... En esta vivienda obra de Quiet Studios la utilización del acabado terracota en el patio que tiene una conexión tan directa con el interior fue determinante.

Las connotaciones de este material determinan esa relación entre lo antiguo y lo nuevo, la presencia de materiales naturales muy potentes como los mármoles o las maderas y la paleta de color, donde el color base de toda la casa no es un blanco nieve sino un blanco muy roto que se acerca a las tonalidades de beige.

Los detalles están muy cuidados, como los interruptores redondos que aportan de una manera sutil ese efecto vintage o la aparición de formas curvas en el mobiliario o en elementos como el arco que además, en vez de cerrarse con puertas se cierran mediante unas maravillosas cortinas.














10 de febrero de 2021

APARTAMENTO EN COPENHAGE

Normalmente todos antes de enfrentarnos a un diseño tenemos una serie de prejuicios, estilos que nos gustan y los que no, manías insalvables como odios a ciertos elementos... Pero sin duda el terreno del color es el que más connotaciones acumula, desde colores que detestamos sin razón aparente y no queremos que aparezcan en nuestra casa hasta asociaciones de color a ciertos elementos que nos condicionan como el verde hospital, el azul bebé, el rosa ñoño....

Pues esta vivienda obra del estudio Wise Interior en Copenhage viene a demostrarnos que la tan conocida dualidad rosa/azul puede dar lugar a espacios nada infantiles, ni ñoños ni mucho menos aburridos. Las claves: seleccionar muy muy bien qué tono de rosa y de azul elegimos y quienes son sus acompañantes.

El suelo juega un papel importante ya que no tiene un color dominante sino que acompaña a los tonos de las paredes pasando desapercibido en cuanto a color, pero dando la calidez a través de la textura. Otro punto importante es el color negro que sin duda aporta ese punto de seriedad y sofisticación apareciendo en mobiliario o en detalles como apliques.

El mobiliario con un punto midcentury, las molduras y la pared color vino son otros de los elementos que nos parecen todo un acierto para romper el aire naif de los colores base elegidos.